Rodillas y caderas… El manejo del dolor antes de una prótesis


POR UNA VEZ, Y SIN QUE SIRVA DE PRECEDENTE, NO NOS VAMOS A DEDICAR SOLO AL MUNDO DEL DEPORTE…

 

Las caderas y rodillas que, por distintos motivos, han perdido una gran parte de su función normal y generan dolor, son, en un importante número, candidatas a una PRÓTESIS.

El/La paciente (pacient@s), al que finalmente se decide poner una prótesis, es, en muchas ocasiones, un PACIENTE ABANDONADO.

ABANDONADO a su falta de función y a su dolor. Si la prótesis depende la seguridad social, este abandono puede durar años….COMO ES ESTO?

La inclusión en la lista de espera deja al pacient@ sin más atención que la del médico de familia, ya que el especialista no volverá a verlo hasta que lo haga en quirófano. De modo que tenemos a tod@s ellos durante el tiempo, que vamos a llamar PREPROTESICO, sin tratamiento efectivo especializado para el dolor y la función.

Lógicamente no un tratamiento que sustituya la necesidad de la prótesis, que bien diagnosticada, será un revulsivo en la vida de estos pacientes. Bueno, cuidado con eso que también está en juego la satisfacción posterior…veamos

Visto desde la perspectiva del paciente, la que nos interesa, hay COSAS QUE NO SE PUEDEN CAMBIAR y otras COSAS QUE SÍ SE PUEDEN CAMBIAR antes de recibir una prótesis….veamos

NO PODEMOS CAMBIAR

1.- El hecho que frente a más dolor y menos función previa, el resultado final de la prótesis será de menor satisfacción para el pacint@. Sin que en ello intervenga el resultado médico de colocación de la prótesis. Pacient@s que refieren dolor en escalas de 8 o superior obtienen menos de un 30 % de satisfacción, con prótesis perfectamente colocadas.

2.- Que en las mujeres el grado de satisfacción es menor.

3.- Que en paciente jóvenes, en general, el grado de satisfacción es menor.

PODEMOS CAMBIAR

1.- Bajar de peso antes de entrar a quirófano

2.- Utilizar un adecuado manejo del dolor y la función antes de la intervención. Aquí el médico traumatologo debería saber utilizar alternativas a la analgesia habitual y conocer las recomendaciones de la SECOT (Sociedad Española de Cirugía Ortopédica y Traumatológica) en las que fármacos como los COX2 y opioides son de especial utilidad. La implicación del médico de familia por parte del trauma en el proceso, es de vital importancia.

3.- En el caso de que esto último no sea así, las infiltraciones INTRARTICULARES de ÁCIDO HIALURÓNICO en RODILLA y CADERA, esta última con CONTROL ECOGUIADO están dando excelentes resultados.

En la espera de una prótesis NO ES NECESARIO SUFRIR.

Llámanos.

Un abrazo

 

Fuente: https://invametd.wordpress.com/2015/04/19/rodillas-y-caderas-el-manejo-del-dolor-antes-de-una-protesis/